Concurso de Centro Socio Cultural y auditorio de Grado

Ideas y objetivos sobre las que se desarrolla la propuesta:

 

Facilitar el acceso a la cultura, para ello es fundamental que el acceso a los espacios en los que se desarrollen las actividades socioculturales sean lo más directos e intuitivos posibles, todas las dependencias del centro han de ser fácilmente accesibles y deben reunir unas condiciones de confort acústico, lumínico y de medios técnicos adecuados.

 

Optimizar tanto las necesidades energéticas como los costes de funcionamiento y mantenimiento del edificio es indispensable. Las instalaciones y sistemas de climatización han de ser independientes de modo que se adapten a la capacidad y áreas en uso reales.

 

El equipamiento debe amoldarse tanto a la celebración de un acto con aproximadamente 20 personas como a uno con aforo completo del edificio (aproximadamente 400 personas). Por lo tanto, se han de zonificar claramente los espacios abiertos al público y los destinados a la organización de los eventos, personal técnico, artistas y conferenciantes, con el fin de no generar gastos innecesarios de mantenimiento y confusión entre los usuarios. Actuaciones arquitectónicas tan sencillas como una correcta ubicación de los espacios de venta de entradas, del control de accesos o la sustitución del espacio de guardarropía por taquillas individuales permiten minorar de forma significativa el personal a cargo del centro, lo que se traduce en una drástica reducción de los costes que deba asumir el municipio. Se ha de destacar, que el coste anual para las arcas municipales de un equipamiento de estas características puede llegar a ser de una cuarta parte del coste de construcción del mismo. Un buen diseño, adaptado a las necesidades reales del municipio lo reducirá ostensiblemente.

 

Singularidad y Adecuación al entorno.

 

La parcela que albergará el Centro Sociocultural se encuentra en el centro de la villa, en una ubicación privilegiada, con fachada y accesos a dos espacios públicos en sus caras contrapuestas, plaza General Ponte al sur y calle de la Magdalena (Plaza de la Iglesia parroquial) al norte. Ambos espacios tienen una ligera pendiente hacia el este siendo desigual entre las calles, mientras que la fachada frente a la plaza General Ponte tiene una pendiente de un 4%, la de la Magdalena llega al 6%. Se debe, por tanto, resolver arquitectónicamente de manera específica para cada uno de los accesos.

 

Cabe destacar que ambos espacios públicos tienen una reducida dimensión, medida perpendicularmente a los frentes de la parcela, lo que ocasiona que la visualización de las dos fachadas del Centro Sociocultural sea siempre oblicua, en escorzo y nunca frontal. Esta situación espacial obliga a buscar una solución arquitectónica que genere por si misma una fuerte atracción visual, una propuesta singular e innovadora que rompa con el continuo edificatorio existente, potenciando así su carácter individual y público. No sólo sobre la Plaza General Ponte sino también sobre la calle Magdalena.

 

No hay que olvidar que estas calles forman parte del núcleo social y económico de la villa. En una de ellas se ubica la iglesia parroquial y en la otra se desarrollan los mercados semanales. Por lo tanto, son dos vías con una gran tránsito de personas. En la actualidad, la Plaza General Ponte se encuentra totalmente peatonalizada, mientras que la calle Magdalena se encuentra de manera parcial, con acceso exclusivo para residentes y para carga y descarga de mercancías.

 

Para que el Centro Sociocultural de Grado se convierta no sólo en un referente de la cultura en el municipio sino que sirva también como dinamizador del entorno en el que se ubica, ha de exhibir una presencia inequívoca y singular en el espacio público. Debe convertirse en un foco de atracción visual.

 

La geometría pura y contundente, en forma de cubo inclinado, de la propuesta se hace claramente visible desde los dos espacios públicos a ambos lados del edificio. Su presencia no se circunscribe, por tanto, únicamente a la fachada principal, como suele ser habitual en los teatros clásicos, sino que atraviesa la manzana para mostrarse con igual rotundidad en su fachada opuesta. De este modo, dos espacios públicos, céntricos y vertebradores de la vida social y comercial de la villa se verán trasformados y unidos a través de la actividad sociocultural del Centro.

 

Respecto a la Plaza General Ponte, la suma de un ligero retranqueo de la fachada respecto a los edificios colindantes, unido al vuelo del volumen en forma de cubo inclinado que conforma el auditorio, genera un ensanchamiento real de la vía, que hace que visualmente el espacio fluya hacia su interior, consiguiendo que en las vistas en escorzo de las calles colindantes destaque de un modo rotundo e inequívoco.

 

En el caso de la calle Magdalena se produce un efecto similar al rodear con un acristalamiento semitrasparente el volumen del Centro, logrando de este modo dos objetivos deseados; por un lado, enfatizar la presencia del Centro en ambas fachadas, y por otro, conseguir que ese otro espectáculo no visible y existente tras toda representación artística (el movimiento entre bambalinas) se muestre a modo de teatro de sombras al espacio público.

 

El giro de dicho volumen, necesario para generar la inclinación precisa del anfiteatro determina la altura del conjunto (B+2), visualmente inferior a la de los edificio colindantes (B+3). Por lo tanto, la geometría del edificio no surge de una forma caprichosa o al azar, sino que es generada de manera natural por las líneas visuales en el interior del auditorio que permiten una correcta visualización de lo representado en escena.

 

El resto de dependencias y espacios son los mínimos necesarios para optimizar el cumplimiento del programa solicitado por la propiedad.

 

La propuesta presentada cumple, por tanto, con la máxima de que el primer paso en un diseño eficiente es la optimización del espacio, generar espacios versátiles, cambiantes y adaptables, que permitan una reducción de los metros cuadrados construidos, lo cual redunda directamente en una reducción de costes, de mejora de la eficiencia energética y respeto por el medioambiente.

 

© 2014 by Osnolaleva  "estudio de creación" aviso legal